Written by

MDC Data Centers

1 Oct, 2018 4 minutes

Como su nombre lo indica un Content Delivery Network es una red de distribución de contenido y su trabajo consiste en mejorar la velocidad de entrega de contenido web, sin embargo en los últimos años los CDN han crecido sus responsabilidades. Las empresas esperan que los CDN, además de mejorar la velocidad de entrega,  optimicen el enrutamiento de tráfico a través de diversas redes (ISP, 3G, dispositivos móviles), equilibrando la carga según los momentos de demanda pico y garantizando la seguridad.  

Si bien en los últimos años hemos escuchado mucho sobre ellos no son del todo nuevos, Akamai®  llegó a la industria hace veinte años como uno de los primeros CDN. ¿Por qué dos décadas después hay tanta repercusión en la industria? El crecimiento del consumo de video, el tráfico proveniente de teléfonos inteligentes y la personalización de las experiencias digitales ha provocado que las compañías experimenten tráfico pesado en la red y busquen un mecanismo rápido y confiable para entregar un servicio ininterrumpido.

Entre 1998 y 2018 los sitios web han sufrido una evolución inminente, hoy son más dinámicos y pesados. Un estudio realizado por Akamai® muestra que los tiempos de carga de la página web para computadoras de escritorio aumentaron un 63.8 por ciento en dos años, de 7.2 segundos (2013) a 11.8 segundos (2015). Mientras el tiempo de carga promedio para los sitios móviles fue mucho peor: 19 segundos en conexiones 3G.

La demanda de contenido de video, streaming y contenido dinámico (personalizado) continúa creciendo. Cisco afirma que en 2021 se consumirán tres mil millones de minutos de video mensuales a escala global, y el video representará 80 por ciento de todo el tráfico de Internet. El estudio de Cisco también reporta que los consumidores demandan más servicios multi-pantalla, video en streaming/ OTT y resolución 4K/Ultra HD. El contenido dinámico y los picos de ancho de banda es el nuevo reto para los CDN, pues veinte años después estamos muy lejos del contenido estático en caché.

En septiembre de 2016, a través de su estudio ” The Need for Mobile Speed “, Google descubrió que 53 por ciento de las visitas a sitios móviles se abandonan si las páginas tardan más de tres segundos en cargarse. Los datos, basados ​​en el análisis de más de 10,000 dominios web móviles, sugirieron que los sitios móviles que se cargan en cinco segundos ganan hasta dos veces más ingresos por publicidad móvil que aquellos cuyos sitios se cargan en 19 segundos.

La rapidez en la entrega de contenido no solo es parte de la experiencia de los usuarios de dispositivos móviles, también puede ser el detonante de una catástrofe económica para las empresas. Un  retraso de un segundo en el tiempo de carga de la página web de Amazon podría quemar $1.6 mil millones en ventas. La aceleración del contenido para dispositivos móviles se ha convertido en una prioridad para los CDN.

El mercado de CDN está en crecimiento, actualmente se estima en $5 mil millones de dólares, pero se prevé que supere los $10 mil millones en 2019. Es importante contar encontrar centros de datos neutrales que tengan dentro de su ecosistema a los CDN, pues sin duda ayudan a distribuir gran parte del contenido de Internet y conectarse con ellos mejorará en gran medida la experiencia del usuario y ayudará a las empresas a reducir sus costos.

 

Descarga nuestro Handbook y conoce las diferencias entre caching y peering